Ensayo del Cono de Abrams – Consistencia del hormigon

Por | septiembre 23, 2016

La medida de la consistencia de un hormigón fresco por medio del cono de Abrams es un ensayo muy sencillo de realizar en obra.

No requiere equipo costoso ni personal especializado, y proporciona resultados satisfactorios, razones que han hecho que este ensayo sea universalmente empleado aunque con ligeras variantes de unos países a otros.

En este ensayo el hormigón se coloca en un molde metálico troncocónico de 30 cm de altura y de 10 y 20 cm de diámetro, superior e inferior respectivamente.

Desarrollo del ensayo :

1º.- Colocar el Cono sobre una superficie plana, horizontal, firme, no absorbente y ligeramente humedecida. Se aconseja usar una chapa de metal cuya superficie sea varios centímetros mayor que la base grande del Cono.

Colocar el Cono con la base mayor hacia abajo y pisar las aletas inferiores para que quede firmemente sujeto.

Antes de llenar el molde es preciso humedecerlo interiormente para evitar el rozamiento del hormigón con la superficie del mismo.

2º.- Llenar el Cono en tres capas: Llénese hasta aproximadamente 1/3 de su volumen y compactar el hormigón con una barra de acero de 16 mm de diámetro terminada en una punta cónica rematada por un casquete esférico.

La compactación se hace con 25 golpes de la varilla, con el extremo semiesférico impactando al hormigón.

Los golpes deben repartirse uniformemente en toda la superficie y penetrando la varilla en el espesor de la capa pero sin golpear la base de apoyo.



3º.- Llenar el Cono con una segunda capa hasta aproximadamente 2/3 del volumen del mismo y compáctese con otros 25 golpes de la varilla.

Siempre con la punta redondeada en contacto con el hormigón y repartiéndolos uniformemente por toda la superficie.

Debe atravesarse la capa que se compacta y penetrar ligeramente (2 a 3 cm.) en la capa inferior pero sin golpear la base de ésta.

4º.- Llénese el volumen restante del cono agregando un ligero “copete” de hormigón y compáctese esta última capa con otros 25 golpes de la varilla, que debe penetrar ligeramente en la segunda capa. 

5º.- Retirar el exceso del hormigón con una llana metálica, de modo que el Cono quede perfectamente lleno y enrasado.

Quitar el hormigón que pueda haber caído alrededor de la base del Cono.

6º.- Sacar el molde con cuidado, levantándolo verticalmente en un movimiento continuo, sin golpes ni vibraciones y sin movimientos laterales o de torsión que puedan modificar la posición del hormigón.

Medida del asentamiento: 



A continuación se coloca el Cono de Abrams al lado del cono formado por el hormigón y se mide la diferencia de altura entre ambos.

Si la superficie del cono de hormigón no queda horizontal, debe medirse en un punto medio de la altura y nunca en el más bajo o en el más alto.

Descarga el archivo completo en formato PDF a continuación.



DESCARGA SEGURA 

1. Descarga Directa
 
2. Descarga con Mega

Un comentario en “Ensayo del Cono de Abrams – Consistencia del hormigon

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *